Como crear el hábito de lectura en niños

Lo más vendido

¿Cómo crear una rutina de lectura en casa?

Leer es una actividad reconfortarte, que nos ayuda a desarrollar la creatividad, imaginación y aprender nuevas cosas. Sin embargo, las rutinas del trabajo, el cansancio del día a día y las tareas del hogar parecieran no dejarnos espacio para la leer con nuestros niños en casa.

Es muy importante que como padres podamos establecer una rutina para así crear hábitos de lectura que beneficien a los más pequeños del hogar en su futuro desempeño escolar.

A continuación, resumimos 7 tips que te ayudarán a crear una rutina de lectura a pesar de nuestra apretada agenda.

  1. Establece horarios específicos para la lectura

Encuentra la hora ideal en la que puedas dedicar tiempo a leer una historia a tu hijo. ¡Puedes leer en la mañana, después de la escuela o antes de acostarte!

Es importante establecer horarios de lectura por escrito y colocarlos en sitios visibles dentro del hogar, puede ser pegado a la nevera o en algún lugar de la habitación, de modo que no perdamos de vista la rutina establecida.

También servirá para que otras personas a cargo de nuestros hijos como abuelos o nana, puedan seguir la rutina de lectura.

  1. Empieza por ti.

A donde quiera que vayas, lleva un libro contigo. Cuando salgas de casa, lleva uno en la cartera o en el auto para abrirlo en la oficina o mientras esperas el almuerzo.

Si hay un momento en el que tienes que esperar, como en el consultorio de un médico, saca tu libro y lee. Establecer el hábito de la lectura en nosotros hará más fácil la tarea de inculcarlo en nuestros hijos.

  1. Distribuye cuentos infantiles por toda la casa

Colocar cuentos en diferentes lugares de la casa como la sala, el comedor o incluso la cocina, es un aporte grandioso para establecer una rutina de lectura en casa, ya que mantendremos los libros al alcance de los niños y en cualquier momento podrán sentirse atraídos por sus títulos favoritos y empezar a leer, o pedirte que leas, de forma espontánea.

Para ello puedes instalar repisas aéreas o usar esas lindas bibliotecas minimalistas que van en la pared, donde puedes colocar tus cuentos infantiles favoritos, que además de adornar tu hogar, serán parte de una estrategia infalible.

  1. Reduce la televisión e internet

Si realmente quieres establecer una rutina de lectura en casa, debes reducir el consumo de TV o Internet. Esto puede ser difícil para muchos adultos, pero debemos hacer un esfuerzo para apoyar a nuestros niños. Diversos estudios afirman que la exposición temprana de los bebés y niños a las tabletas o TV perjudica su desarrollo cognitivo.

  1. Lleva un registro divertido de los cuentos leídos

Hay muchas formas divertidas de llevar este registro, desde apuntar el título y nombre, hasta hacer un dibujo o mencionar a nuestro personaje favorito. Otra forma que recomendamos es el de un registro diario de lectura con el que luego de un mes puedas premiar a tu hijo. Descarga nuestro formato gratis aquí.

  1. Prueba libros que reflejen sus experiencias diarias

Hacer que tu hijo haga conexiones con los temas que lee es una forma divertida de mantenerlo interesado por la lectura.

Por ejemplo, puedes leerle un libro sobre animales que contenga imágenes coloridas justo antes o después de visitar un zoológico. Esto abre oportunidades para discusiones sobre similitudes y diferencias entre el libro y la visita al zoológico

  1. Cambia el lugar para leer una buena historia

Puede ser divertido leer libros en diferentes lugares dentro y alrededor de tu hogar.

Por ejemplo, intenta leer “La luciérnaga Muy Solitaria” de Eric Carle en una habitación oscura con una linterna. O “El Baño de Carlota” durante la hora de del baño.

Incluso puedes preguntarle a tu hijo dónde quiere leer una historia en particular.

¿Tienes alguna rutina de lectura que te gustaría compartir? ¡Nos encantaría saber de ti!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *